Cerca de cien estudiantes del Rufino Cuervo de Chocontá intoxicados por pollo en mal estado

Adelanto del periódico Voces Regionales del mes de abril donde se ampliará esta noticia.

Cerca de un centenar de estudiantes entre los 5 y los 14 años del colegio Rufino Cuervo de Chocontá, fueron remitidos al hospital San Martín de Porres, con dolores de cabeza y acidez estomacal, originada al parecer por el consumo de alimentos en mal estado, suministrado en el refrigerio reforzado a cargo de Bienestar Familiar y la Secretaria de Educación de Cundinamarca.

El señor alcalde Héctor Camelo, la personera, la directora de Núcleo, Martha Anzola, la rectora del colegio Rufino Cuervo, Elizabeth Zapata y la gerente de Hospital Janeth Manrique Abril, reunidos este miércoles en las horas de la tarde y ante la gravedad de los hechos en que resultaron intoxicados cerca de 100 estudiantes del colegio oficial, Rufino Cuervo, trataron de minimizar la delicada situación.

Como al parecer se trato de la ingestión de un pollo en mal estado, suministrado por el restaurante escolar que opera bajo el control de Bienestar Familiar, el hecho reviste especial atención e investigación de las autoridades de salud pública de Cundinamarca y de las entidades comprometidas en el desafortunado incidente, que puso en riesgo la vida de estudiantes entre los 6 y los 14 años que reciben diariamente el refuerzo alimenticio que aportan en forma conjunta las dos entidades oficiales.

El hospital San Martín de Porres, a través de su Gerente Janeth Manrique Abril, está en la obligación de dar a conocer en forma prioritaria el resultado de los exámenes de laboratorio de los estudiantes afectados, así como la sintomatología  de los infantes trasladados a centros asistenciales de Bogotá.

Los hechos, que no dejan de preocupar a la familia educativa de Chocontá, hacen parte de otro doloroso episodio en que se ven envueltos los restaurantes escolares de ICBF, que en un pasado reciente han sido motivo de investigaciones por presuntos malos manejos y sobre cuyos resultados se espera prontitud de parte de los entes de encargados de los mismos.

En el hospital Militar de Bogotá, es atendida la niña de siete años, Ándrea Rocío Ferro y se espera conocer en las próximas horas el estado de salud y el número de remitidos a Bogotá.

El director de Salud Pública de Cundinamarca, José Fernando Sánchez, envió personal especializado y se espera un pronto pronunciamiento.

Más información con uno de los voceros de los padres de familia afectados, Pablo Ferro Bolaños celular 3125589907

Janeth Manrique Abril- Gerente Hospital 3112339107

Nota 1 A la 1:01 PM de hoy 14 de abril, padres de familia informan que son mas de 150 los afectados la gerente del hospital no contesta.

La noticia es publicada en el periódico El Tiempo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: